Follow by Email

domingo, 10 de noviembre de 2013

hoy chistes al azar

Un hombre estaba cortando la hierba en el jardín delantero de su chalet cuando su vecina, una rubia muy atractiva, salió de la casa y fue directamente al buzón. Abre el buzón, mira adentro, y con cara de fastidio lo cierra de golpe y reingresa a su vivienda. Un poco más tarde ella sale nuevamente de su casa, otra vez va al buzón y, de nuevo, lo abre, luego de mirar en su interior, lo cierra golpeando ruidosamente otra vez. Enfadadísima  ella fue de vuelta a la casa. Cuando el hombre se alistaba a terminar de podar el césped ella salió otra vez, marchó hacia el buzón, lo abrió y luego lo cerró de golpe más duramente de lo que había visto en toda su vida. Movido por la curiosidad es que el hombre le pregunta: - "¿Pasa algo malo?" A lo cuál ella contestó: - "Por supuesto que pasa... mi estúpido computador continúa diciendo:
¡¡¡"USTED TIENE UN CORREO..."!!!








- Soldado, ¿porqué no fue ayer al entrenamiento de ocultamiento y camuflaje? 
- ¿Quién dice que no fui? 









Estaba un señor en una cantina tomando muy feliz cuando en eso se le acerca un ebrio y le dice balbuceando:
Le apuesto 100 pesos a que puedo golpearme la cabeza con una cerveza de vidrio sin que me pase nada.
El hombre intrigado aceptó la apuesta y se sorprendió al ver al ebrio cumplir la apuesta sin siquiera hacer algún gesto de dolor. Luego le dijo el ebrio otra vez:
Le apuesto 200 pesos a que puedo saltar por la ventana sin que me pase nada.
El señor aceptó y vio al hombre saltar por la ventana y regresar intacto a la barra de la cantina. El hombre pagó las apuestas y se disponía a seguir apostando con el ebrio cuando el cantinero los interrumpió y le dijo al señor:
Ya no le hagas caso a superman, ¡Siempre que se pone borracho y se le acaba el dinero le da por apostar!







1 comentario: